Economía Circular y el futuro del Planeta 0 299

Miguel Lapeña Cregenzán

Recientemente se ha publicado el informe sobre la brecha de circularidad realizado por Circle Economy Foundation, bajo el título “The Circularity GAP Report 2024”. Dicha fundación tiene como principal objetivo medir con precisión los avances en materia de Economía Circular a nivel global.

En el informe presentado que compara la evolución de la Economía Circular desde los años 2019 a 2023, se ha pasado de una tasa de circularidad de un 9,1 a un 7,2, es decir, se ha disminuido en un 21% durante este periodo de tiempo la recuperación de materiales que podrían haber sido reciclados y, por lo tanto, no han sido incorporados en la cadena de suministro como subproductos.

Una disminución preocupante, ya que, durante este periodo de tiempo, se han realizado importantes inversiones y proyectos empresariales en materia de Economía Circular, aspecto que nos debe hacer reflexionar.

Afecta a los siguientes materiales: caucho, plástico, papel y cartón, una situación que debe hacernos reflexionar tanto en el ámbito industrial, comercial y doméstico, teniendo en cuenta que los recursos del planeta son limitados y que si no llevamos a cabo mejores procesos de recuperación, estamos fomentando el calentamiento y por lo tanto, las consecuencias negativas del cambio climático, que afecta principalmente al aumento de las temperaturas y las afecciones directas a la salud de las personas.

Uno de los aspectos claves para mejorar las tasas de circularidad, es la apuesta por la I+D y principalmente por el Ecodiseño, impulsando el reciclaje del producto final durante todo su ciclo de vida, en este aspecto, sí que hay avances en el ámbito industrial y donde son claves las alianzas entre el sector público y el privado, un aspecto incentivador de la I+D son los Fondos Europeos, a través de los PERTES de la Economía Circular y el de la Descarbonización Industrial.

Uno de los grandes retos de la Comisión Europea, es el empoderamiento del consumidor en la Economía Circular y su liderazgo en la toma de decisiones, para ello, el Parlamento Europeo ha aprobado la Directiva de Empoderamiento del Consumidor que mejorará el etiquetado de los productos y prohibirá el uso de las alegaciones ambientales engañosas – Greenwashing.

La Directiva establece proteger a los consumidores, impulsar una publicidad basada en el respeto por el medio ambiente y está centrada en la durabilidad de los equipos, mejorando la información y la garantía, lo cual, si lo alineamos con el Ecodiseño, generamos nuevas oportunidades de empleo y lo más importante, la promoción y retención del talento a través de la I+D.

La nueva norma establece un marketing más ético y transparente, evitando la obsolescencia programada, el impulso de la Economía Circular y reforzar el concepto de reparación como un derecho, en mi opinión, toda una oportunidad alienada con las políticas y objetivos del Pacto Verde Europeo. Las cuales, en mi opinión, deben de formar parte de las empresas como factores claves de éxito.

Como sociedad, tenemos grandes retos por delante, la recuperación y darles una segunda vida a los productos, transformar los residuos en subproductos y aquí está la clave de la Economía Circular, un nuevo modelo económico basado en la innovación, donde establece nuevos conceptos a través de un diseño más sostenible y orientado a la recuperación y reparación de los productos, es decir, una segunda oportunidad, que mejora la salud y la calidad de nuestro Planeta.

Miguel Luis Lapeña Cregenzán. Embajador Europeo por el Pacto Climático. ExDirector General de Planificación y Desarrollo Económico del Gobierno de Aragón

Previous ArticleNext Article

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *